Buscar en este blog...

3

Nos sumergimos en los 50 con los bañadores Jantzen

Nos sumergimos en los 50's
 con los bañadores Jantzen
Poco antes de la primera guerra mundial, adquirió popularidad el bañador ceñido 
y de una sola pieza, aunque tenía mangas y llegaba hasta las rodillas, 
y el modelo femenino disponía también de falda. 
La revolución del bañador se debió en gran medida a los conocimientos
 textiles del danés Carl Jantzen.
Nacido en Aarhus, en Dinamarca, en el año 1883, Jantzen emigró a los Esta­dos Unidos, 
y en el año 1913 era socio de la firma textil Portland Knitting
Mills de Oregón, que fabricaba suéteres, gorros y guantes de lana. 
Jantzen experimentaba con una máquina de hacer punto en el año 1915, tra­tando
de producir un jersey ligero de lana, con una elasticidad excep­cional, 
cuando descubrió un punto que correspondía exactamente a este deseo.
Se suponía que este punto debía de intervenir en la fabricación de suéteres, pero un amigo perteneciente al Club de Remo de Portland pidió a Jantzen una prenda que permitiera
 mayor holgura de movi­mientos. 
Al poco tiempo, todos los miembros del equipo de remo uti­lizaban las
 prendas ceñidas y elásticas de Jantzen.
 La empresa de Portland adquirió el nuevo nombre de Jantzen Knitting Mills 
y adoptó este eslogan: “El traje que cambió el baño en natación.”
Los bañadores se tornaron más reveladores en los años 1930. Desde la adopción de 
los modelos sin espalda o con delgados tirantes, el atuendo de las mujeres
 progresó rápidamente hasta el dos piezas con cuello y pantalón corto. 
El bikini fue el paso siguiente y, a través de su nombre, la moda ha 
quedado unida para siempre con el comienzo de la era nuclear.
Imágenes : Vía
Texto : Vía

Pin It

Print
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...